Salandrijas ….

Salandrijas, griegos y troyanos…

En la conquista de Troya cuando la guerra duraba más de nueve años y cuando el más destacado guerrero griego, Aquiles había caído muerto en combate, el adivino Calcante observó una paloma perseguida por un halcón.

La paloma se refugió en una grieta y el halcón permanecía cerca del hueco, sin poder atrapar a la paloma. El halcón entonces decidió fingir retirarse y se escondió fuera de la mirada de la paloma, quien poco a poco asomó la cabeza para cerciorarse de que el halcón se había marchado, fue cuando este salió del escondite y culminó la cacería.

Calcante dedujo que no deberían seguir tratando de asaltar las murallas de Troya por la fuerza, sino que tendrían que idear una estratagema para tomar la ciudad, Odiseo concibió el plan de construir un caballo como ofrenda de los griegos a la diosa Atenea, los troyanos grandes creyentes aceptaron el caballo que llevaba ocultos en su barriga a los mejores guerreros griegos, fue la forma utilizada para  llegar a las retaguardias de la defensa de Troya.

Los troyanos cayeron en la trampa y abrieron las puertas de la ciudad al caballo con los soldados ocultos tras lo cual las fuerzas invasoras entraron, conquistaron y destruyeron todo.

Los cubanos por 52 años luchan por sus derechos y el restablecimiento de la democracia que les fue robada, un periodo de tiempo cinco veces mayor que la defensa de Troya, hoy nuevamente son “tentados” por adivinos émulos de Calcante y Odiseo, que elaboran estrategias para desde adentro destruir los anhelos de libertad de un pueblo.

Los nuevos odiseos no escatiman en pasar por encima del dolor de un pueblo, poco les importan las decenas de miles de muertos, tampoco consideran los cientos de miles que si han sufrido las consecuencias de la cruel tiranía. A los nuevos odiseos poco les importa prolongar el dolor del pueblo cubano, para ellos nada significan, sus intereses mercantilistas conocen y menos respetan principios, sangre, sufrimientos o dolores, solo el dinero les satisface.

Los mercaderes del dolor pretenden engañar con planes de inversiones y ayudas a los cubanos en la isla, los émulos de Calcante y Odisea utilizan a “salandrijas” que viajan a la Habana en busca de la aprobación del tirano de turno, pretenden confundir cuando expresan que para la inversión son necesarios cambios y garantías legales, manera solapada de proyectar al exterior la imagen de que el régimen esta abierto a reformas y que ellos son los interlocutores para el proceso que se busca para ayudar al pueblo cubano, todo bajo la supervisión de “dignos” cubanos del destierro que han moderado el lenguaje en busca de entendimientos que posibiliten la democratización del país.

Nada es mas perverso y contrario a los verdaderos interés de los cubanos, sus acciones llevan implícito el beneplácito del desgobierno de la isla y las garantías de la supervivencia del régimen, el plan de aplicarse garantizaría el oxigeno económico necesario a la agónica tiranía a la vez que le proveerá el financiamiento para mantener la represión.

Miserables conquistadores del siglo XXI que para sus objetivos se han confeccionado “disfraces” de patriotas, sin conocer lo que la palabra engendra, se ponen atuendos del “cristianismo” pese que en sus acciones atropellen las enseñanzas del hijo de Dios, para confundir en su actuación llegan a vestir ropajes de Caballeros de Malta, titulo que se compra y que nada representa, sus pretensiones son la de que los tontos cubanos les vean como patriotas, no conocen el “precio” de la definición en  sacrificios, sangre y sudor.

Los “oráculos” de la nueva conquista de Cuba no conocen el sacrificio y el dolor, solo conocen las bonanzas de vivir en el extranjero lejos de las complicaciones en la Patria y las luchas por su libertad, son emigrantes que alcanzaron éxitos en las actividades económicas lejos del sacrificio patriótico, ahora quieren aprovechar el posible cansancio de los cubanos para buscar componendas que les permitan participar del reparto de los bienes de la granja esclavizada, al estilo de China o Viet Nam.

Desconocen los odiseos que sus “disfraces” de hombres de bien y fe, solo servirán para un baile que no se realizara precisamente en Cuba, la patria no necesita de ellos, sobran hombres y mujeres capaces de defenderla como hasta ahora, el relevo de quienes ya no están físicamente esta garantizado, el sacrificio de Boitel, Virgilio Campanearía, Tapia Ruano, Sor Aida Perez y decenas de miles no fue en vano.

A estos traidores que pretenden vender por míseros dólares  el honor y la dignidad de un pueblo, escondidos tras supuestos cristianismo y patriotismo, la respuesta les llega de José Marti cuando expreso:

“A un plan obedece nuestro enemigo: de enconarnos, dispensarnos, dividirnos, ahogarnos. Por eso obedecemos nosotros a otro plan: enseñarnos en toda nuestra altura, apretarnos, juntarnos, burlarlo, hacer por fin a nuestra patria libre. Plan contra plan”.

2 respuestas a Salandrijas ….

  1. Muy buenas sus opiniones.
    Le escribí a Mons. Wensky, si ustedes desean copia, se las puedo mandar.
    Jorge Lissabet

  2. todoporcuba dijo:

    Jorge:
    Gracias por tu comentario, si nos envias la carta y autorizas, la publicamos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s